EL MUSEO > FIGURAS > ELABORACIÓN DE MODELADOS

Detalle de un molde negativo de yeso.

En el Siglo XIX, la cera seguía siendo el material más usado para la elaboración de modelos patológicos como los que forman la colección del Museo Olavide, debido a que la cera era un material fácil de modelar, práctico y económico. Además de la cera, se utilizaban otros, tales como la arcilla o el yeso, este último, para la creación de moldes.

Atrás quedaron los sencillos exvotos (pequeñas figuritas de cera), utilizados en la antigüedad como ofrenda a las divinidades en agradecimiento ante la curación del enfermo.

De forma general, la fabricación de un modelo de cera necesitaba la cooperación de al menos tres personajes: el paciente que padecía la enfermedad, el médico que la diagnosticaba y evaluaba y el escultor que la reproducía con la máxima fidelidad.

Los escultores del Museo Olavide contaban con un taller en el propio Hospital San Juan de Dios. Durante más de cien años, fueron sucediéndose, elaborando una obra sin igual. También la técnica fue cambiando y perfeccionándose llegándose a simplificarse significativamente los tiempos y el proceso de elaboración.

Museo Olavide 2016, Todos los derechos reservados | Aviso Legal | Política de Cookies | Síguenos en